En posteos anteriores hemos estado hablando sobre algunos tratamientos para la Dermatitis Atópica no alimentaria, como el desalojo del alérgeno y la inmunoterapia, a continuación entérate de cómo funcionan los Corticosteroides para tratar esta enfermedad.

Método de acción

Como moléculas liposolubles, los corticosteroides están distribuidos en todas partes en el organismo. Ya sea administrados vía oral o aplicados localmente, serán absorbidos muy rápidamente para dispersarse en todos los tejidos.

Son eliminados a través de los sistemas renal y biliar. La velocidad de eliminación depende del grado de sustitución del corticosteroide.
Los corticosteroides se fijan a sí mismos a los receptores de cortisol y de esta manera reproducen los efectos de esta hormona natural. Los glucocorticoides actúan a nivel del núcleo de la célula mediante la estimulación o al disminuir la expresión de diversos genes. Estos, en particular, inhiben fuertemente la síntesis de citoquinas pro-inflamatorias. En la piel, los queratinocitos y células de Langerhans son los objetivos principales.

rc_270314

Eficacia

En los últimos treinta años, estos fármacos han sido de los más comúnmente prescritos para el tratamiento de la DA, ya que los profesionales están conscientes de su eficacia. Ya sea en forma oral o tópica (dermocorticoides), siempre son una parte integral del tratamiento para la enfermedad (Olivry y Sousa, 2001). De hecho, los propietarios piden a los MVZ “esa inyección” con la que su perro deja de rascarse.

Sin embargo, el MVZ es muy consciente de los efectos secundarios de estas moléculas, que se utilizan ampliamente para el tratamiento de trastornos dermatológicos pruriginosas, así como para otras patologías, vinculadas o no a la piel.

En el siguiente posteo seguiremos hablando sobre los efectos secundarios de los corticosteroides.