Como te veníamos contando en el posteo anterior, una de las claves del marketing es generar confianza, pero también es muy importante saber satisfacer las necesidades del mercado con tus productos y servicios. Si aceptamos esta premisa resulta evidente que para vender hay que tener los productos adecuados, funcionales, lo que se busca, más los servicios y productos en los que puede confiar el público al que te diriges.

Es decir, tus clientes te comprarán más y mejores servicios y productos en la medida en que lo que les ofrezcas resuelva sus problemas o les facilite las cosas. Te recomendamos que comiences por investigar lo que necesitan tus clientes potenciales y los que ya tienes, qué compran hoy, de qué carecen. Posteriormente, debes adquirir con tus distribuidores aquello que necesitas, sin olvidar que la calidad es muy importante. Un mal producto en tu clínica veterinaria puede hacer la diferencia entre que un cliente regrese o simplemente desaparezca y no te recomiende. No es aconsejable ofrecer productos que no sirven, o no cumplen la función que tus clientes necesitan, aunque aparentemente el precio sea atractivo.

En Royal Canin sabemos que hay estrategias para hacer que algo funcione mejor de lo que ya funciona. Incrementa tus ventas encontrando en todos los productos que ofreces la calidad que beneficia realmente.